En octubre de 2015 una de nuestras marcas favoritas que no explota a empleados con largas jornadas de trabajo “American Apparel” se declaró en bancarrota, una mala noticia para los que frecuentan comprar ropa urbana y diferente. Lo anterior llevó a que se hiciera una reestructuración al interior de la empresa para seguir en el mercado.

Pese a sus deudas que ascendían a los 300 mdd, caída de ventas y polémicas campañas censuradas como una ex musulmana en topless o maniquíes que simulaban tener vello púbico, American Apparel ha emprendido la iniciativa “Made in” para que pequeños creadores de Estados Unidos vendan sus diseños en tiendas físicas y en línea.

Calzado, joyería, accesorios, mobiliario, artículos de cuero y lona y una que otra prenda vintage son los principales objetos que pueden ponerse a la venta y, así apoyar las empresas y negocios del país vecino para que tengan éxito.

Los diseñadores interesados deben grabar antes del 17 de junio un video de máximo minuto y medio en el cual presenten una propuesta.

Puedes subirlo aquí y tener la oportunidad de formar parte de la filosofía de la marca.