El Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) ha estudiado cómo el calentamiento global influye en los cambios en la superficie y profundidades del planeta, revelando que el color de los océanos cambiará en este siglo.

La investigación explica que los mares adoptarán tonalidades azules más profundas, y no es un problema superficial, sino un problema profundo.

El tono azul que vemos en los océanos es causa de las partículas que absorben las frecuencias de la luz solar, menos la azul, que se refleja hacia fuera, y el tono verdoso es causado por el fitoplancton, primer afectado del cambio climático.

Los científicos del MIT, realizaron simulaciones de los rayos del sol y efectos del cambio climático, descubriendo que estos cambios en el fitoplancton afectan la interacción y desarrollo de las especies marinas.

El vegetal que brinda el color verdoso, es la base de la cadena alimenticia, por lo que tiene un efecto dominó en el hábitat. Estos descubrimientos muestran cómo el planeta va a ser muy distinto a cómo lo conocemos en menos de 100 años.

¿Qué acciones estás haciendo para evitar dejar huella ambiental?