La pasión de Gregory Emvy por la pintura y el arte en general surgió durante su niñez, la cual fue heredada por su abuelo y notada por sus padres quienes lo enviaron a la escuela para desarrollar y perfeccionar aún más este talento.

art

A los 16 años se graduó en 2001 de la Foundation Painting Program Arts School de Nizhni Nóvgorod de Rusia; tres años más tarde del Fine Art Program de la misma escuela y, por fin a los 24 decidió dedicarle tiempo completo.

A1

De origen ruso forma parte de una nueva ola de artistas emergentes vanguardistas de su país, la cual se aleja de la política y el pasado. Actualmente, radica en México donde ha continuado con su obra que incluye proyectos conceptualizados como “Manifesta 10” en St. Petersburgo (2014), “Fair Enough” de la Bienal de Venecia (2014) y “The Golden Age” de Russian AvantGarde de Manege en Rusia.

También cuenta con dos colecciones conceptuales de obras de arte y, una exitosa exposición –“Human Souls”– en la Frieze Week de Londres. Respecto a su más reciente proyecto -“True Face”- nos invitó a su estudio donde pudimos comprender más acerca de su visión como artista.

art5

Viniendo de un país como Rusia, ¿qué diferencias encuentras entre la gente de Occidente y Europa Oriental?

Cuando estudiaba en Puebla por siete semanas leía tres o cuatro libros a la semana, principalmente sobre cultura e historia mexicana. Me llamó la atención cómo las culturas prehispánicas pudieron cambiar de religión y adoptar el catolicismo tan rápidamente. Creo que el arte occidental más que progresivo es experimental, siempre tratando de añadir nuevos materiales y elementos a los procesos creativos. El arte y la arquitectura están muy relacionados pues el enfoque se da más hacia el objeto. En Oriente el arte plasma lo observado, el mundo, los animales, los fenómenos naturales. Por su ubicación, Rusia está entre estos dos mundos.

¿Dirías que tus emociones son lo más representativo de tus creaciones?

Sí, mi trabajo es un recorrido de mis emociones. Hace tiempo junté material para una exposición en Moscú la cual se llama “Metamorfosis” y explora mi actitud hacia la vida, los demás y, cómo va cambiando esta relación. Va del arte figurativo que hace referencia a los objetos explícitamente al arte abstracto que es una mezcla estilística. Encuentro inspiración en todas partes; ahora tengo un especial interés en la arquitectura y en Moscú se está experimentando con materiales como el concreto, el metal, el vidrio y el neón. Me interesa investigar el uso de estos elementos para saber de qué forma se pueden interpretar los estilos de los más grandes arquitectos a través del arte. Cada vez que viajo a lugares como Hong Kong o la Ciudad de México visito los rincones más poderosos como museos, áreas comerciales o espacios públicos para explorar este juego entre materiales y espacio.

art4

¿Por qué elegiste la Ciudad de México como tu lugar de residencia?

Hay cosas que pasan en la vida sin necesariamente planearlas, pero que en su momento te cambian la vida. En mi caso, al escoger mi programa de residencia durante el proceso de concurso me di cuenta de que quería pasar más tiempo en México.

¿México es un país donde el arte se ve todos los días?

Sí, aquí hay una riqueza cultural muy grande. Y no sólo eso; la inspiración puede venir también de lo natural, de las texturas. En Chiapas, por ejemplo, las rocas del Cañón del Sumidero fueron una gran revelación, así como las cascadas o incluso la flora local. Hay una gran cantidad de objetos que pueden pasmarse y transportarse a lo abstracto.

art2

¿Hay ciertos tonos que predominen en tus obras?

Es difícil generalizar pues cada rango tonal corresponde a la emoción y al momento que se busca captar, y eso varía mucho. Personalmente, creo que favorezco el blanco o el azul, que para mí es la idea de la lluvia. En contraste, tiendo a alejarme del negro pues creo que tiende a tener una connotación negativa para muchas personas, así que no veo una razón de peso para incluir esta negatividad en mis pinturas; la gente debería ser feliz.

¿Cómo te gusta que tu trabajo sea descrito?

Creo que el trabajo del artista es generar una reacción del público, sin importar si ésta es negativa. Recuerdo mi primera exhibición para la cual utilicé una combinación de óleo con placas de rayos X para representar el interior de las personas; tocaba temas de religión que pudieron incomodar a algunas personas. No puedo decir que todos estaban contentos, pero las diferentes opiniones crearon una apertura, un diálogo. Esta reacción es para mí lo más importante. Todos somos diferentes, nuestra educación y nuestros contextos varían mucho, así que a mí podría gustarme algo mientras a la persona de al lado no. No soy una moneda de oro para gustarle a todo el mundo, así que sólo aspiro a ser honesto conmigo y con mis historias

A4

¿Cómo es tu forma de trabajo?

Yo soy muy disciplinado; generalmente trabajo cinco o seis días a la semana, sin importar si es lunes o sábado y todo mundo está afuera tomando cerveza. Cuando me llega una buena idea hago bocetos de mis ideas para obras y las voy realizando a partir de estos. Es como una onda de radio, hay que encontrar la frecuencia correcta. Yo soy una persona muy positiva así que los ratos malos suelen ser escasos y, esto también me permite conocer gente positiva y de valor.

Cuéntanos acerca del momento en que concebiste la idea del proyecto de “True Face”.

El proyecto original de “True Face” era una combinación de rayos X con óleo. Posteriormente, surgió la idea de “True Face: the Show, The Man Behind the Picture” pues todos utilizamos máscaras cuando interactuamos socialmente, pero la principal narrativa es cómo no debemos dejar de ser nosotros mismos. Para este proyecto estoy explorando mi relación con diferentes aspectos como el dinero, la religión, el amor. Los rayos X son una metáfora para indagar en nuestro interior.

Antes había utilizado telas negras para obscurecer partes de la exhibición, pero ésta, como nosotros mismos, está en continua evolución y, por eso me encuentro constantemente cambiando mis métodos, que están en un proceso de desarrollo. “True Faces” es un proyecto muy honesto aunque algo difícil para mí pues es una confesión ante el espectador.

art3

¿En qué proyectos te encuentras involucrado actualmente?

Justo ahora estoy en medio de dos proyectos: el primero es de construcciones y arquitectura como un medio de interpretación artística y, el segundo es una fusión entre el neón y el arte abstracto que es como un diario personal, retratando escenas cotidianas.

A2

Fotos: Mauricio Lobato.